Las Cuevas del Canelobre en Busot (Alicante)

Publicado el 7/12/2017

El pequeño municipio de Busot, en la provincia de Alicante, alberga entre sus montañas uno de los tesoros mejor guardados de toda la Comunitat Valenciana: las Cuevas del Canelobre.
Las Cuevas del Canelobre en Busot (Alicante)

Empecemos situándolas: se localizan en la Sierra de Cabeçó d’Or, cuya impresionante pared de roca es perfecta para los amantes de la escalada y donde además podrás disfrutar de buenas rutas senderistas. Para acceder a ellas hay que recorrer un túnel de unos 40 metros que, durante la Guerra Civil, fue utilizado como refugio y taller de reparación de motores de aviones.

 

La sorpresa que te espera al final del pasaje es de las grandes: se abrirá ante ti un espacio de unos 80.000 m², repleto de estalactitas y estalagmitas que durante miles de años han ido creando formas verdaderamente llamativas. En su interior hay una temperatura constante de unos 17-18º, así que en verano disfrutarás de un bienvenido descanso del calor y en invierno podrás combatir el frío del exterior.

 

Las Cuevas del Canelobre cuentan con diferentes salas, la mayoría de ellas abiertas para la práctica de la espeleología, pero nos quedamos con la sala principal y su enorme bóveda que, con sus 70 metros de altura, es una de las más altas de toda España. Gracias a su enorme tamaño y a su increíble acústica, ha sido utilizada en varias ocasiones como sala de conciertos y es difícil no compararla con la bóveda de una verdadera catedral.

 

Un lugar inolvidable

Pero este no es el único atractivo de las Cuevas del Canelobre, aquí también se puede ver un conjunto conocido como “Sagrada Familia” en el que destaca su columna de unos 25 metros de altura: impresiona y mucho. Aunque si hay una gran protagonista, que además dio el nombre a la cueva, esa es “el Canelobre”, una estalagmita de más de 100.000 años de antigüedad. En valenciano la palabra “canelobre” significa “candelabro” y efectivamente la estalagmita parece un inmenso candelabro de piedra.

 

Hay que destacar que la sala principal cuenta con una iluminación atractiva, que ayuda al visitante a poder visionar cada detalle de la cueva. Está prohibido hacer fotos pero te garantizamos que la belleza de lo que encontrarás dentro será suficiente tal que no tendrás problemas para grabarlo en tu retina.

 

Tras la visita guiada a la cueva, de unos 45 minutos de duración, te recomendamos acercarte al Museo de Música Étnica, donde se puede contemplar una gran muestra de instrumentos musicales de cada rincón del mundo. La colección pertenece a Carlos Blanco Fadol, uno de los mayores expertos en música étnica.

 

Información útil, consultar la web o por teléfono +34 965 69 92 50. Existe entrada conjunta a las Cuevas de Canelobre y al Museo de Música Étnica.

Otros datos: Busot

Valora y comparte