Avenida Blasco Ibáñez de Manises

Una de las avenidas más bonitas de Manises

Img 1: Avenida Blasco Ibáñez de Manises

La Avenida Blasco Ibáñez constituye una arteria principal del municipio de Manises en la que podemos ver una cruz con incrustaciones cerámicas sobre la piedra, un monumento al ceramista manisero y una gran colección de monolitos cerámicos.

La cruz, obra del ceramista manisero Don José Gimeno Martínez, inicialmente se erigía en el Calvario y fue trasladada a este lugar en 1973. Es un ejemplo más de este artesano que recrea con gran maestría la cerámica popular de los siglos XVIII y XIX. Este monumento se construyó en recuerdo de las víctimas de la Guerra Civil.

A la derecha, y unos metros más hacia delante, encontramos el monumento al ceramista manisero y, en especial a Don José Gimeno Martínez, artesano ejemplar que destacó entre 1920 y 1970 en la recuperación para Manises de la cerámica popular de los siglos XVIII y XIX, mediante la investigación de fórmulas y prácticas desaparecidas de carácter tradicional. Con su trabajo y creatividad, el artesano José Gimeno hizo que la cerámica valenciana recobrara su prestigio. Este monumento, inaugurado en 1969, es obra del escultor valenciano Octavio Vicent.

A lo largo de toda la Avenida Blasco Ibáñez encontramos una serie de monolitos cerámicos que, encabezados por el escudo de Manises y una vista del municipio, nos muestran de manera gráfica todos los estadios que intervienen en el proceso de elaboración de la cerámica, además de la vida y obras del laureado escritor valenciano Vicente Blasco Ibáñez, del que recibe su nombre esta avenida. Estos paneles cerámicos son obra del artesano ceramista Juan Colón Buendía, artesano que, siguiendo la estela de José Gimeno Martínez, ha recreado a la perfección el estilo de la azulejería valenciana de los siglos XVIII y XIX.

  • Dirección:
  • Avenida Blasco Ibañez
  • Manises

Valora y comparte